Otros tracks enviados por los lectores/Barazea desde Juan Pito (por Fernandipides)
La Ruta en Sitna
capa Cartografía topográfica Navarra
Descripción

Esta magnífica cumbre (en algún sitio he leído también "Pico de los Buitres"), en la divisoria de vertientes (Norte y Sur de los Pirineos), no es muy frecuentada. Muchas veces es ascendida, en una larga caminata, desde Mintxate. En esta ocasión buscamos su acceso desde la venta de Juan Pito (en el kilómetro 14 de la carretera NA-1370). Nosotros llegamos a su pequeña y herbosa cima por la arista Este, y encontramos un paso algo –no mucho- aéreo: por este motivo (y solamente por ello) marco la ruta como difícil. Eso sí, recomiendo evitarla si el tiempo atmosférico no es bueno.

 

Los desniveles acumulados de algo más de 1.000 metros nos pueden dar una idea de la preparación física que se necesita. Nosotros estuvimos en marcha durante casi 4h15min. Siempre hemos de tener en cuenta las nubes y nieblas habituales en la divisoria de vertientes: nosotros tuvimos la suerte de que aparecieran cuando ya estábamos de vuelta, cerca de Arrakogoiti.

 

En la primera parte, recorremos el sendero local (señalizado con marcas blancas y amarillas) hasta el collado de Arrakogoiti. Empezaremos cruzando un bosque de hayas (del que saldremos en unos centenares de metros), cruzaremos un par de barrancos (este año ha habido mucha precipitación y el agua corre por doquier). Nos encontraremos una estela blanca (que añade la figura de un piolet) que recuerda a tres montañeros fallecidos en 1984 (“buscando la libertad, encontraron la eternidad”, reza su epitafio). Y finalmente llegaremos a una escultura en madera (un poste, de sección rectangular y con algo parecido a una ventana: bueno las interpretaciones artísticas son muy libres) que nos indicará que estamos en Arrakogoiti. En Arrakogoiti tomamos la GR-11 (Gran Ruta de los Pirineos, en su vertiente española: está señalizada con marcas blancas y rojas) que nos llevará (hacia el Oeste, hacia el mar Cantábrico) hasta el collado de Lakartxela (desde aquí, y hacia el Sur, es habitual la ascensión a esta montaña) y Bimbalet (al Noreste). Estamos, en el collado a 1.815 m de altitud.

 

En este punto (todavía no hemos realizado la mitad de la ida), la vista de la mole del Barazea es simplemente magnífica Desdemos un trecho, cruzamos un canchal y llegamos a un nuevo collado: el portillo de Belai, precedido por una langa o puerta que nos permitirá cruzar una alambrada. De este collado de Belai, con la muga 250, iremos, a media ladera, a la siguiente muga: la 249 (el collado o portillo de Sotalepoa). Más abajo, podemos ver (si las nubes lo permiten) las bordas de los ganaderos franceses. Aquí comenzaremos la ascensión final desde la base del Barazea. Nosotros dibujamos un zigzag por la ladera, para hacer la empinada cuesta más llevadera, hasta los últimos metros, donde aparece un camino claro que nos lleva (con el pequeño paso aéreo final) hasta su diminuta cumbre con buzón.

 

Desde aquí las vistas son estupendas: desde el Ori que se ve al Oeste, a los vecinos Otxogorrigañe y Lakartxela (por su herbosa cara Oeste: no por la agreste, escarpada y rocosa del Este, que pudimos disfrutar al salir de Juan Pito), y ya hacia el Oeste las moles rocosas del Anie, Mesa de los Tres Reyes, Petretxema, Alano, etc.: todos los que seamos capaces de reconocer por su silueta. El descenso lo realizamos por el mismo recorrido.

Autor: Fernandipides